Castillo de Vincennes

Castillo de Vincennes

El Castillo de Vincennes es uno de los castillos fortificados más grandes de Europa y uno de los mejor conservados. Se encuentra a las afueras de París, rodeado de un magnífico bosque que contribuye a darle un encanto especial. Más que un castillo es casi una ciudad fortificada, cuya construcción se inició en el siglo XII y se prolongó durante varios siglos.

El conjunto arquitectónico está totalmente amurallado y protegido por un gran foso de 27 metros de ancho. Tres puertas dan acceso a la ciudadela donde pueden verse distintos pabellones del siglo XVI, uno, el que era el ala de los aposentos del rey, y  el otro, el ala de la reina. Del recinto, sin duda, destaca la magnífica Torre del Homenaje que supera los 50 metros de altura (la más alta de Europa de sus características), edificada en el siglo XIV. El imponente torreón, pensado para la defensa y protección del rey, sirvió también como prisión de ilustres personajes como Diderot, Fouquet o el Marqués de Sade. Otro de los edificios más importantes de Vincennes es la Saint Chapelle, hermosa capilla de estilo gótico, levantada entre los siglos XIV y XV. La luz de su interior y sus magnificas vidrieras recuerdan a la Saint Chapelle de París en l’Ile de la Cité.

Horario y precio

La imponente ciudadela puede recorrerse casi en su totalidad incluyendo la subida al torreón. El horario de visita del castillo es del 23 de septiembre al 20 de mayo de 10:00 a 17:00 y del 21 de mayo al 22 de septiembre de 10:00 a 18:00. Tienes visitas guiadas para conocer en profundidad la historia de Vincennes. La entrada general cuesta 8,50 €, 5,50, tarifa reducida, y gratis para menores de 18 años.

Cómo llegar desde París

Aunque el castillo está a las afueras de la ciudad, puedes llegar en:

Metro: línea 1, estación Château de Vincennes.

Autobús: 46, 56,  112, 114, 115, 118 y 124, entre otros.

Foto: chilangoco

Opina

*

dos × cuatro =